Lágrimas

La página quedaba en blanco día tras día. La desesperación la poseía al ver las horas perdidas, y de posesión su mano se tensaba haciendo a su pluma llorar.
En su mente las palabras se amontonaban, pero ella se negaba a dejarlas salir, quedarían encerradas donde nunca nadie pudiese leerlas.
La página en blanco se tiñó de azul, por tantas lágrimas derramadas, convirtiéndose en cielo. De su cielo emergió una sonrisa y arrancó la hoja para comenzar de nuevo.

Anuncios

6 comentarios sobre “Lágrimas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s